Misioneras Oblatas de María Inmaculada

 Misioneras Oblatas de María Inmaculada

Oblación perpetua de Kasia y Paulina

KyP1

El pasado sábado 17 de febrero celebrábamos con gozo la profesión perpetua de dos de nuestras hermanas, Kasia y Paulina, en la parroquia San Diego donde están nuestros hermanos Franciscanos. Fue una celebración muy emotiva, fraterna y como una gran fiesta familiar. En vísperas de la celebración tuvimos una Vigilia de oración donde rezamos por ellas con textos que hablaban de la vocación, de la llamada del Señor a seguirle, en la parroquia de Santa María del Silencio. 

 

KyP2La celebración de la oblación perpetua (como decimos en la tradición oblata) estuvo presidida por el Superior general de los oblatos, Louis Lougen omi, y estuvieron presentes el Provincial de Polonia p. Paweł Zając OMI, el viceprovincial de la provincia Mediterránea p. Ismael García OMI, varios vicarios episcopales, el párroco de la parroquia, sus familias y amigos de Polonia, muchos sacerdotes diocesanos, religiosos, religiosas, familias de las parroquias y lugares donde han estado trabajando.

 

KyP3

“Soy feliz, plenamente feliz”. Así lo han expresado Kasia y Paulina en su acción de gracias. Es la alegría de responder con toda su vida a la llamada de Cristo, a un profundo deseo del corazón, es la alegría de vivir la promesa de una alianza perpetua con Él. Una alegría tan plena no puede sino compartirse y contagiarse…

 

KyP4Con esta alegría, le damos gracias a Dios porque en nuestra sencillez y pequeñez, en un sí sencillo de dos personas que quieren responder a la llamada del Señor, Dios hace cosas grandes. Por la oblación de Kasia y Paulina, Dios manifiesta su bondad para con todos, nos recuerda nuestra dignidad de ser hijos de Dios, y nos llama a vivir esta gran fraternidad entre nosotros.